Tratamientos

Escleroterapia con compresión:

Este procedimiento es indicado para el tratamiento de las venas azulosas y los capilares. Se inyecta una espuma especial en la vena anormal para irritar, colapsar y finalmente destruir la vena. Este procedimiento es prácticamente indoloro. Para complementar el tratamiento, se recomienda usar medias con compresión específica para aumentar la efectividad. Después de un período de semanas, el vaso sanguíneo se convierte en tejido cicatrizado que el cuerpo reabsorberá.

Flebectomía Ambulatoria:

Esta técnica se usa para extirpar las venas varicosas a través de diminutas punciones o incisiones bajo anestesia local. Está indicada para el tratamiento de varicosidades abultadas que no responderían tan bien a la escleroterapia debido al grosor de las paredes. Algunas de las ventajas de este procedimiento son:

  • Técnica no invasiva, sin suturas, sin cicatrices.
  • Mejor resultado cosmético
  • Recuperación rápida, regreso a la actividad normal.
  • Menos doloroso
  • Bajo costo

Escleroterapia Guiada por Ultrasonido:

Con esta técnica, la escleroterapia se hace mientras el médico monitorea visualmente la vena en una pantalla de ultrasonido. Este tratamiento opresivo invasivo es para eliminar venas varicosas profundas que no se pueden ver a simple vista y que se encuentran por debajo de la superficie de la piel, que de otra forma requerriían cirugía.

Endolaser:

El procedimiento es ambulatorio con rayos laser para tratar las venas principales (safena larga) o (safena corta) cuales son las causantes de las venas varicosas. El mismo dura aproximadamente una (1) hora. Al finalizar el tratamiento el paciente puede regresar a sus actividades normales con poco o sin dolor.